7 sep. 2007

Bomberos atareados

El Puntal de Río Cuarto (07/09/2007)
Los bomberos de la región tienen hasta 5 salidas diarias por incendios

Los cuerpos de voluntarios de la región no dan abasto y llegan a agotar todos sus recursos. En la zona de Berrotarán, Cañada del Sauce y Río de los Sauces se están formando nuevas agrupaciones para trabajar en la zona serrana
La persistente sequía de los últimos meses ha elevado al máximo el riesgo de incendio en toda la región, y los bomberos voluntarios de distintas poblaciones llegan a tener de dos a tres salidas diarias productos de focos de incedios.
La situación se ha tornado altamente riesgosa y desde los distintos cuarteles se solicita la colaboración a los vecinos para que eviten y alerten si observan fuego o columnas de humo.
El martes, por ejemplo, en proximidades de Carnerillo se quemaron alrededor de 800 hectáreas, afectando no sólo pastizales, sino además postes, alambrados y colmenas.
Desde la Agencia Córdoba Ambiente, a través del plan Manejo del Fuego, se informó que de acuerdo al pronóstico extendido para los próximos días indica que continuarán las altas temperaturas, bajos porcentajes de humedad, y ausencia de precipitaciones que, sumado a los fuertes vientos, elevan el índice de riesgo de incendio a extremo.
Los cuerpos de bomberos voluntarios de la región expresaron su preocupación por cuanto al duplicarse las salidas diarias hay mayores costos por afrontar y en ocasiones hasta carecen de equipamiento óptimo.
En Coronel Moldes el promedio registrado por los bomberos es de entre 2 y 3 salidas diarias en los últimos 15 días.
Según se informó, las estadísticas indican que hasta el momento ya se ha registrado la misma cantidad de salidas por incendios que lo que arrojó el período de sequía del año 2006, tomado hasta el 31 de octubre, lo que permite deducir que en el presente podría duplicarse.
“En determinados días tuvimos que salir hasta cinco veces para apagar incendios que en su mayoría se producen en pastizales”, señaló Abel Bettiol, jefe del cuerpo de Bomberos. Además, Bettiol manifestó que mediante trabajos de promoción se logró disminuir los incendios en las banquinas pero la preocupación ahora reside en trabajar para advertir sobre los riesgos en los sitios baldíos.
“Pedimos a la gente que piense humanitariamente en que el trabajo de los bomberos es voluntario y tome los recaudos correspondientes para evitar incendios en los terrenos”, remarcó.
“Sólo el pasado mes de agosto tuvimos un gasto de $1.300 en combustible para asistir incendios”, resaltó.
En tanto, Bettiol informó que la semana que viene se incorporará una nueva unidad hidrante que representará el tercer móvil de estas características. Esta unidad posee una capacidad de transporte de hasta 1.500 litros de agua y demandó de una inversión de $110.000.

Conformarán nuevos cuerpos

Por otra parte, desde Bomberos de Berrotarán juntamente con la Comuna de Villa Cañada del Sauce se está tratando de organizar un destacamento en esa villa serrana, ubicada a unos 40 km al oeste de Berrotarán donde nacen las Sierras Comechingones, para que –en casos de incendios- realicen los primeros trabajos de ataque hasta que lleguen los bomberos desde Berrotarán.
También se contaría con lugareños a los que se les proveería de algún medio de comunicación para que hagan el trabajo de vigías, dando inmediato aviso tanto a los bomberos de la villa como a los de Berrotarán, con la intención de llegar al lugar del hecho con la mayor premura. “Porque cuando desde Berrotarán vemos un humito en las sierras, ya allá es un gran incendio”, graficó el presidente de Bomberos Voluntarios de Berrotarán, Héctor Ferrero.
Son 15 las personas que se ofrecieron como voluntarios en Cañada del Sauce que en los próximos días recibirán el adiestramiento y la capacitación necesarias para formar parte del destacamento.
Agrupaciones de similares características se organizarán en Elena y en Río de los Sauces, todas dependientes del cuartel de Berrotarán. Con esto se intenta lograr mayor celeridad en el control de los incendios, considerando que son varios los kilómetros que la dotación de Berrotarán debe recorrer hasta llegar a la zona serrana.
En Elena además estaría la posibilidad de utilizar una pista de aterrizaje privada, donde se colocaría un depósito de 30 mil litros de agua, para proveer a los aviones hidrantes que la Provincia utiliza en casos de incendios forestales.
En el caso del cuartel de Berrotarán, se siguen sumando voluntarios y en los próximos días son cinco las personas que rendirán para ser bomberos. De esta manera el cuerpo activo de esta localidad contará con 14 personas, que se estima se incrementará próximamente ya que acaban de ingresar siete aspirantes más.
Por otra parte, los días 8 y 9 de este mes Bomberos de Berrotarán junto a las cooperativas agrícolas de la zona organizaron un curso destinado a informar cómo prevenir y/o sofocar incendios en secadoras de silos.
El 29 se realizará una jornada de capacitación sobre primeros auxilios, que será abierto a la comunidad y contará con puntaje docente.

Ver Nota On Line

0 comentarios:

Buscar este blog

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs